fbpx

Herramientas para conocer y entrenar tus habilidades y competencias.

por | Dic 15, 2019 | Consejos

Es desarrollando la mejor versión de nosotros mismo que lograremos estar a tope cuando las cosas salgan mal o cuando salgan bien. Es por ello que en esta oportunidad hemos traído para ustedes “Trabájate: herramientas para conocer y entrenar tus habilidades y competencias.” Tomadas del libro trabájate, una obra colectiva diseñada por la editorial Empower Chile Ltda.

Hoy en día muchas personas buscan la manera eficiente de emprender y salir de su trabajo, sin embargo, muchos de ellos no le prestan mayor atención a lo que verdaderamente importa en el proceso, que es: conocerse y prepararse para afrontar el camino con la frente en alto y con la certeza de que pase lo que pase no nos derrumbaremos.

Hay una habilidad que es la base de muchas otras habilidades fundamentales para la vida y el punto de partida, para que te desenvuelvas adecuadamente en la carrera hacia tus metas: el autoconocimiento.

El autoconocimiento es la capacidad de entenderte, conocerte, observarte y evaluar los estados de ánimos por los cuales estas pasando, para así reflexionar, contemplar y comprender tu interior. También vendría a ser la forma de explorar tu interior para así pulir todos aquellos tesoros que hacen parte de ti.

Valórate.

El autoconocimiento es la base del autoestima, mientras más te conozcas e indagues en tu interior, te darás cuenta del valor que tiene cada reacción en las distintas circunstancias de tu día a día.

Esta comprensión hará que te veas con otros ojos, que no eres más ni menos que nadie y que solo eres tú y tus situaciones ante la vida, dando mayor valor a tu actitud. Una vez que te des cuenta de ello, veras a tu alrededor personas que pasan por lo mismo, con reacciones similares y que todos tenemos distinta formas de afrontar la vida.

Ahora bien, el autoconocimiento no se logra de un día para otro, ni es algo que llega y se queda para siempre, esto hay que alimentarlo y practicarlo, el que eras hace dos años no es el mismo que es hoy ni el que será en un año más, es por ello que el autoconocimiento se debe cultivar a diario, obsérvate siempre, observa tus reacciones tus pensamientos tus forma de actuar ante ciertos eventos de felicidad, de tristeza, de incertidumbre, cada instante de du vida cuenta.

Descubre tú personalidad.

Otra de las herramientas para conocer y entrenar tus habilidades y competencias es la personalidad según la rae es el “conjunto de rasgos y cualidades que configuran la manera de ser de una persona y la diferencian de las demás”. Te habrás fijado que algunas personas son introvertidos y otros extrovertidos.

Los introvertidos: eligen una vida más interna, comunican poco lo que hacen y pueden parecer tímida, a menudo su desarrollo se rige hacia dentro de sí mismas.

Los extrovertidos: llevan su vida más hacia afuera, hacia la sociedad, buscando el desarrollo en el reconocimiento y el éxito.

Lo importante es saber que no existen peores o mejores personalidades, todos somos una historia única con una biografía diferente. Tu personalidad principal puede ser extrovertido o introvertido y estar asociado como función principal el ser reflexivo, sentimental, sensitivo o intuitivo. Es decir, que podemos ser introvertidos y reflexivos al mismo tiempo.

Descubre tú energía interior.

Las fuentes de energías con mayor fuerza están en tu interior, no tener energía te impide no concretar alguna tarea, no lograr algún objetivo e incluso no comenzar nada de lo que tenías previsto. Es por ello que es importante conocerte y saber de dónde obtener la energía necesaria para encender la chispa que te hará superar el desgano y a reforzar la mejor versión de ti.

Para sacar esa energía que llevas dentro sigue los siguientes pasos:

Quiere

Piensa en lo que te gustaría lograr, algo en concreto, visualiza lo que quieres como si ya lo tuvieras, vete a ti mismo viviendo ese sueño y siéntelo real. Imprégnate de esa energía que irradia ese sentimiento de imaginar que ya lo has logrado.

U

Visualiza tu cuerpo

El cerebro necesita un activador, si caminas cabizbajo y sin ánimos,  envías una señal de desgano, sin embargo, si caminas erguido, con la frente en alto, la espalda recta, el pecho abierto y con actitud ganadora, el cerebro recibirá la señal para encender la energía interna que revitalizara todo tu ser.

Decide

Decidir qué hacer, cuando hacerlo, es hacer un incisión en la vida que separa un antes y un después, es marcar un punto de partida desde el cual avanzaras. Así que, toma la decisión de ir donde quieres ir y de hacer lo que quieres hacer con la certeza de que podrás lograrlo. Este paso suma energía a tu cuerpo porque lo prepara para la acción y lo invita a movilizarse.

N

Actúa

Haz algo, un movimiento que aunque sea pequeño te situé en el carril de la acción. Da el primer paso para conseguir lo que quieres, la energía debe externalizarse a través de acciones, una vez que actúas y sacas la energía interna, al ser compartida con otros esta será potenciada.

Cuida tu cuerpo.

La ultima herramientas para conocer y entrenar tus habilidades y competencias es cuidar tu cuerpo. Es tu vehículo, gracias a él te puedes transportar, mover y relacionar con tu entorno. Imagina que a tu vehículo le falta aceite o que los frenos no le funcionan, seguramente no podrás ir muy lejos, lo mismo pasa con tu cuerpo, si no lo mantienes saludable tarde o temprano te pasara factura.

Tu cuerpo es el lugar que habitas y como toda casa debe ser acondicionada, estar limpia y en orden. Entonces, para preparar tu cuerpo, solo debes, alimentarte bien, ejercitarlo, darle el descanso útil, el cuerpo es un mecanismo que debe estar en funcionamiento lo más óptimo posible para darte una mejor calidad de vida.

Aliméntate: come 5 veces al día, come diferentes tipos de alimentos, come más carne blanca, reduce el consumo de azúcar.

Ejercítate: al menos 3 veces por semana por más de 30 minutos, haz deportes que te gusten, sube las escaleras en lugar del ascensor al menos una vez por semana, sube una montaña una vez por semana.

Medita y respira: meditar es concentrarse en el momento presente, estar presente cuando comes, cuando te bañas, cuento estas con tus amigos, cuando cierras tus ojos estas contigo mismo, al dormir, al despertar, haz que tu mente se centre en el momento que estás pasando.

Respira, lo haces y no te das cuenta, nadie se pregunta, ¿estaré respirando? Todos lo hacemos por habito, pero realizar un ejercicio de respiración consiente de ayuda a concentrarte en el presente en como tu ser se llena del oxígeno que ingresa a tu cuerpo y como exhalas el aire.

Haz el ejercicio de escribir quien eres y para dónde vas, que quieres, como lo quieres, para cuando lo quieres. Recuerda que debes tomar acción en función de lo que quieras lograr y jamás olvides, que quien realmente importa eres tú, trata a los demás con respeto sin olvidar que tu valor es incalculable.